Un lugar de iniciación

En Breckenridge aprendí a esquiar.  La vida me puso en ese camino y me calcé los esquís.  Unas cuantas lecciones y varias caídas mediante, finalmente aprendí a disfrutar de la experiencia de deslizarme en la nieve.  Después de tantos viajes, ahora soy una orgullosa esquiadora intermedia y me doy el lujo de elegir entre tantas pistas azules que tiene ese destino.  También mis hijos aprendieron ahí y les encantó.  Los niños tienen más facilidad que los adultos y lo disfrutan muchísimo, y más cuando hay chocolate caliente en la cima de la montaña.  Las vacaciones en la nieve siempre serán momentos inolvidables para mi familia.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: